Lunes, 24 de junio de 2019 1:29 PM

Vilma: sinónimo de amor, dulzura, respeto, confianza

Aún me parece escuchar su voz suave y pausada, con la que orientaba tareas a las avileñas, les daba la información pertinente, y descubría experiencias y anécdotas para ayudarlas a ser mejores, no solo en las tareas de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC), sino en la vida.

El periodismo me dio el extraordinario privilegio de conversar con Vilma Espín Guillois, la eterna presidenta de la FMC, en varias oportunidades, la mayoría durante sus recorridos de trabajo en Ciego de Ávila.

La recuerdo cariñosa, atenta, amable. Nunca los periodistas recibimos un no por respuesta cuando pedíamos intercambiar algunas preguntas con ellas. Compartía su valioso tiempo con nosotros y, sin ambages, nos exteriorizaba sus razonamientos sobre las diversas temáticas, en especial las relacionadas con las mujeres.

No podía ser otra sino Santiago de Cuba la ciudad favorecida que la vió nacer un 7 de abril de 1930, el espacio donde estudió la niña que con el decursar del tiempo se graduaría como Ingeniera Química Industrial, en la Universidad de Oriente, para convertirse en aquel entonces en una de las primeras mujeres en Cuba en alcanzar ese título.

Desde temprano se adentró en el estudio del ballet y gustó de ejercitar deportes, en especial el voleibol, en el cual, pasados los años, lograría ser la capitana del equipo de su adorada casa de altos estudios.

Adelantada a su época, se distinguió por su cultura política y su participación revolucionaria. Fue fiel colaboradora de Frank País García, participó en las acciones del 30 de noviembre de 1956 y, posteriormente, se incorporó al Ejército Rebelde.

Siempre gustó de departir sobre diversos temas con las federadas, no solo los relacionados con las faenas de la organización, sino de los diversos aspectos de la vida.

En una entrevista que le realicé hace unos años a Elvira Junquera Forcade, dirigente y fundadora de la FMC, esta me comentó que: “Cuando estábamos en una reunión, a ella le gustaba, bien en los recesos o al término de la misma, cantar y que nosotras también lo hiciéramos. Entonaba Damisela encantadora y otras canciones tradicionales. Tenía una voz muy bonita, afinada. Nos animaba a entonar también nuestras melodías favoritas.”

Vilma inspiraba amor, dulzura, respeto, confianza. Una de las muchas enseñanzas que transmitió fue la importancia de atender a la familia. Siempre estaba atenta y creía que quien no considerara a sus seres más queridos no podía ser bueno con los demás ni bueno en lo que hacía.

Desde su querida FMC, como representación de las mujeres cubanas, continúa siendo nuestra guía, recordando siempre que defendamos con coraje nuestros principios, sin perder la ternura.

Posted by Ortelio González Martínez on Sunday, April 7, 2019


Comentarios  

# vasilymp 07-04-2019 10:21
Siempre Vilma. Cuántos no la recordamos así, como nos la recuerda Iraida. Recordar a los nuestros es como volver a vivir. Es no dejar morir la historia de lo que somos y de lo que representamos
Responder | Responder con una citación | Citar
# Ernesto René Salcedo R 07-04-2019 13:48
Iraida .
Un día como hoy nació una extraordinaria mujer , con cualidades extraordinarias , como ser humana , madre y ejemplar revoluionaria , por las causas d elas mujeres , la niñez y las minorías .
Tuve el priviligio de trabajar por más de 25 años , bajo sus orientaciones para el trabajo de la Educación Sexual , que ella encabezaba dicha comisón d etrabajo en el país , sus diálogos , orientaciones técnicas y sobre todo su sensibilidad y visón de la emancipaciónd de la mujer , su espacio en la sociedad y en la revolución nuestra ,,,
Fue bnuestra guia y maestra en todos estos años , junto al fallecido Dr.C Celestino Álvarez Lanjonchere (obstetra cuabano ) .
La he tenido por su visión y entrega a la humanidad presente en mi vida profesional y personal .
Las grandes uy sencillas personas se recuerdan en el día a día , para homenajearlos con el aporte a nuestra sociedad .
Prof Ernesto René Salcedo R
Responder | Responder con una citación | Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar