1 Curso Peluqueria NDM 4Unos asisten en busca de los conocimientos para cumplir un sueño de la infancia o para alcanzar los ingresos monetarios que garanticen la cotidianidad de la existencia.

Otros acuden para desahogar sus historias y contar problemas, dificultades o trabas, ante especialistas que los pueden ayudar en la búsqueda de soluciones.

Los sitios a los que recurren, tanto féminas como hombres, son las Casas de Orientación a la Mujer y a la Familia, de las que la provincia avileña cuenta con 10, una en cada municipio.

El de Peluquería es uno de los cursos más demandados.

Estas instituciones cuentan, por lo general, con dos líneas de trabajo: capacitación grupal e individual, así como atención y solución a casos de mujeres y familias con problemas.

LA CASA DEL MUNICIPIO CABECERA

Para conocer lo que ocurre en la Casa del municipio de Ciego de Ávila, dialogamos con Ibrahim Fernández de Posada, su coordinador.

Comenta que se apoyan en el trabajo de un grupo de especialistas como psicólogos, abogados, fiscales, trabajadores sociales, entre otros, para los diversos casos que se puedan presentar.

“Para impartir los cursos de formación, contamos con la labor de seis profesores: tres de Inglés, dos de Peluquería y uno de Masaje.

“Durante el verano se imparten tres cursos de Inglés, dos de Peluquería, uno de Barbería, uno de Masaje y uno de Maquillaje.

"Estos tienen como promedio 25 alumnos cada uno y su duración oscila entre dos y tres meses. Los educandos pagan 25 pesos mensuales."

También, expone que en las clases tienen un momento que llaman "los 15 minutos de reflexión", donde los profesores dan charlas educativas sobre diversos temas, por ejemplo, efemérides y fechas históricas, acerca de las distintas formas de manifestación de la violencia, de enfermedades como el cáncer y sobre Educación Sexual.

2 Curso de Barbería“Los egresados reciben certificados de graduados, que los habilitan para el trabajo profesional en las especialidades que estudiaron.

“En lo que va de 2017 hemos graduado más de 700 personas. Los cursos con más demanda son los de Inglés, Masaje, Peluquería y Barbería.

Ibrahim Fernández de Posada, además de coordinador, es profesor de Barbería

“Para el mes de septiembre, además de los existentes, pretendemos abrir uno nuevo, de Cosmetología y Belleza, que tendrá una duración de seis meses.”

Fernández de Posada explica que a la Casa puede dirigirse, asimismo, cualquier persona que tenga o conozca de algún tipo de problema, entre ellos de violencia contra la mujer o los niños, jurídicos...

“Para cada caso se prepara un grupo especializado, compuesto por los profesionales que sean necesarios, en dependencia de la situación específica que confronten las personas. Generalmente, lo que más atendemos son los asuntos de violencia contra las mujeres y los niños, también de desatención de infantes o maltrato de estos por parte de los padres.”

EN EL INTERIOR DE UN CURSO DE PELUQUERÍA

Son las 2:00 de la tarde de este lunes 21 de agosto y la profesora Luisa Companioni Cabrera diserta sobre Peluquería ante los alumnos, en su mayoría mujeres, hay solo dos hombres en la matrícula.

Mientras enseña la ejecución de varios pelados, de manera práctica explica los detalles que los caracterizan y deben ser tenidos en cuenta.

En diálogo con Invasor, confiesa que “lo principal que debe tener un peluquero es buen gusto a la hora de pelar”.

Cataloga como maravillosos a sus educandos: “Ya pueden trabajar como profesionales. Están familiarizados con los diferentes pelados, con los tintes, las decoloraciones y otras técnicas, han aprendido bien y rápido.”

Danay Rodríguez Hernández tiene 23 años y labora como técnica en Prótesis dental. Este curso le ha permitido cumplir un sueño que tenía desde niña, cuando su tía Martha Haydeé, estilista ya fallecida, la enseñaba a maquillar.

3 Curso Peluqueria NDM 4“Por Radio Surco me enteré del curso. Yo le pintaba el cabello a mi mamá desde hace algún tiempo, la pelo a ella y a mis hermanas, y las personas me decían que tenía arte para eso.

“Aquí he aprendido mucho, a marcar los pelados. Ya sé identificar los distintos tipos que hay y como hacerlos bien. Yo grabo a la profesora con mi celular para después repasar en casa. Estoy muy contenta con ella, tiene mucha paciencia, nos explica una y otra vez hasta que entendemos.”

Danay Rodríguez : “Quisiera tener algún día mi propia peluquería y dedicarme a ella durante los fines de semana, como un trabajo alternativo al que hoy hago.”

Lázaro Hernández Pérez, de 20 años, es uno de los dos alumnos de Luisa. Estudiante de Segundo Año de Técnico en Enfermería, hace dos años pasó un curso de masaje en la Casa.

“Me gusta mucho la superación, por eso pasé por aquí y me matriculé en este. Es muy instructivo, ya hemos hecho varias pruebas, de tinte, de preparación de tinte, todos los días rectificamos los pelados.

“Gracias a estas clases ya tengo mi propia peluquería. Soy capaz de teñir el cabello, de hacer diferentes tipos de pelados, lo mismo cortos que largos.

“Quiero estar, después, en los cursos de Inglés y de Cosmetología para seguir superándome. Este lo estoy pasando junto con Claudia, mi mujer.”

Idober Díaz Hernández es el otro estudiante. Tiene 28 años y es psicólogo, labora como profesor en la Facultad de Ciencias Médicas de Ciego de Ávila. Confiesa que está aquí porque “me gusta pelar, arreglar a las personas para que luzcan mejor.

“Aproveché los meses de vacaciones para poder matricular, pues hace tiempo que quería pasarlo. Disfruto no solo el conocimiento que he adquirido, sino que este es, además, un espacio para relacionarme con otras personas que comparten mi interés y crear amistades.

“Todavía no tengo decidido si voy a ejercer la peluquería. He adquirido nuevos conocimientos y me gusta. Cuando haces un trabajo y amas lo que haces, te sientes realizado.”

Durante 2016 las Casas de Orientación a la Mujer y a la Familia del territorio tenían un plan de 87 programas de adiestramiento; en realidad fueron impartidos 127, lo que hizo posible que 2 968 personas se capacitaran en especialidades como Inglés, Masaje, Peluquería y Barbería, entre otras.

En todas laboran y trabajan, en diferentes casos, equipos multidisciplinarios de familia, creados con el objetivo de que las partes involucradas se pongan de acuerdo en beneficio del buen desarrollo de las mujeres, los menores y, en sentido general, de la familia.

Como en toda obra de la Federación de Mujeres Cubanas, en estas instituciones está presente la impronta de Vilma Espín Guillois, quien con sus ideas y su ejemplo hizo posible su existencia para educar y ayudar, no solo a las mujeres, sino a toda la familia.

Submit to Google PlusSubmit to Twitter

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar