Martes, 21 de mayo de 2019 4:42 AM

Trueque de intereses

Uno escucha en la calle que, aun con capacidades suficientes, conseguir trabajo está difícil. Martillea en la cabeza la sentencia hasta que se ubica en contexto y se le descubre la polisemia, porque lo cierto es que plazas disponibles no faltan en ramas como la construcción o la agricultura, que marchan a media máquina en la provincia por falta de mano de obra.

Entonces el diálogo se torna extenso y me aclaran “nos referimos a los trabajos buenos” y el calificativo se complementa con un montón de argumentos que van desde la mejor remuneración, las buenas condiciones laborales, la estimulación y hasta las posibilidades de superación en empresas y organismos que tienen hoy un papel decisivo en la economía avileña, donde las jugosas cifras hablan muy por encima de los 816.00 pesos establecidos como salario medio y, a veces, hasta más.

Aunque no siempre es así, porque en algunas nóminas las ganancias se perciben muy por debajo de estos guarismos, sin embargo, contrario a lo que pudiera pensarse, en la práctica se codicia más ser almacenero que maestro.

Vuelvo a perder el hilo y lo retomo justo cuando la explicación va en el cómo se llega a integrar ¿oficialmente? la plantilla de algunos de estos centros, y la imagen me devuelve un sabor agridulce que se enturbia con los vericuetos de una legalidad bien pensada, pero que hoy puede verse en ciertos sitios horadada por la corrupción, las prebendas y el oportunismo.

Contratos demorados, plazas que nunca se anuncian en convocatoria, cursos de habilitación que completan su plantilla cuando todavía figuran como proyectos, y bolsas y reservas de las que se sale solo con un buen empujón, dibujan un panorama donde no siempre se premia el talento y las capacidades.

Los empleos y su demanda se mueven en un amplio espectro que va desde almaceneros, estibadores o directo a la producción, en centros que generan ingresos importantes.

A veces son altos precios, otras basta con la influencia necesaria o el regalito oportuno, pero lo cierto es que pagar para trabajar ha entrado en el terreno del mercadeo clandestino y se ha instalado en algunas entidades del sector estatal para venir a destapar una suerte de caja de Pandora o un círculo vicioso en el que entran amigos y los dispuestos a saldar el coste.

Los perjudicados son los mismos de siempre: aquellos que respetan las normas y siguen el cauce establecido, confiando en que los buenos agüeros les devolverán un mejor empleo para recompensar su espera y, por qué no, su idoneidad.

El “ayúdame, que yo te ayudaré” abre muchas puertas; en cambio, con la combinación errónea y sobre la misma cuerda se tambalea la moral y la dignidad de quienes asumen estas reglas del juego. Lo peligroso sería que este trueque de intereses, por suerte todavía sin dimensiones abrumadoras, termine por dejarnos desarmados y tuerza, incluso, a quienes anhelan permanecer erguidos.


Comentarios  

# Jorgel 25-02-2019 19:22
Lo de siempre. Yo felicito a Invasor, para mí el medio de prensa Qu e más denuncia en Cuba. Pero me pregunto ¿ Cuál es la utilidad o mérito de tantas denuncias? ¿ Qué se hace luego ? o sea, a quién le interesa, porque todo es cada ves más "NORMAL" , por ejemplo, en Ortiz, en el mercado agropecuario se exhiben predios en pizarras qué al decir de los dueños del punto de venta es para los inspectores, a usted le toca pagar muy por encima, y así intimidades de ejemplo, pero la acción estatal no aparece por ninguna parte.
Responder | Responder con una citación | Citar
# Miguelez 26-02-2019 11:03
Muy bien Ailén, buen trabajo periodístico, el tema que estás tratando es peliagudo, lo podemos incluir entre el análisis que se hizo relacionado con los resultados de la Auditoría realizada por la Contraloría, éstos son los problemas que afectan el control interno de las entidades, los mismos problemas señalados, digamos esa plaza de almacenero hoy se cotiza muy bien y el que la obtenga tiene que dar prevendas a directivos involucrados en la actividad, de lo contrario no lo aprueban, me dan escalofriós cuando escucho de que para laborar en esa actividad se lo exigen a los aspirantes de las plazas, a pesar de ello, lo cierto es que se ha convertido esa labor es la de mayor demanda, tiene infinidad de candidatos, porque se manejan recursos, lo mismo sucede con los bodegueros o tenderos, son bien cotizadas las plazas, para el trabajo de los Recursos Humanos y de Contabilidad, nadie quiere ir, no hay aspirantes, dejaron de ser atractivas, por ahí andan las cosas en nuestro sistema laboral.
Responder | Responder con una citación | Citar
# UnKnown 26-02-2019 11:41
Saludos a todos.
Yo creo que los artículos publicados en Invasor, esos que pudieran calificar como denuncias, sí tienen valor. El caso es que para combatir un problema, lo primero es ser conscientes del mismo y eso incluye hablar de él.
No creo que deba esperarse que un periodista resuelva un problema como este, porque eso se sale de sus manos, pero definitivamente sí cumple un rol muy importante en ese sentido investigando y publicando lo que del problema le resulta conocido.
Esto de pagar por los trabajos es un problema viejo, pero que la prensa lo aborde, para mi representa algo positivo, al igual que otros artículos que el periódico ha publicado.
Sí considero que la prensa debería ser tomada más en cuenta por aquellos funcionarios que sí tienen en sus manos el poder para tomar decisiones.
Responder | Responder con una citación | Citar
# Adrian 26-02-2019 13:42
Hola, Buen Artículo, pero quisiera también q en algún momento se investigara como a pesar de que la mayoría de los asalariados estatales no cobramos si acaso 700 pesos, logramos vivir medianamente dignos y algunos claro, mucho mejor q muchos cuentapropistas, ¿cuándo la corrupción se tuvo q convertir en un modo de supervivencia para incluso los más moralistas y cómo a pesar de que no hay recursos y de que una buena parte de estos se pierden por actos de desvío sobrevivimos aunque muchos se pasen y más bien se hacen millonarios, si se sabe que un salario medio no cubre las necesidades medias, en especial por los precios de la comida, no sería mejor acaso darle más a la población de forma subidiada a la par que se mejoran los mecanismos anticorrupción? después de todo si con todas esas pérdidas el gobierno y el pueblo aún viven, es porque algunos de esos recursos no eran tan esenciales en sus destinos originales, sé que este es un tema complicado que requiere mucho estudio, pero es solo para compartir un poco mi punto de vista y hacer una alerta reiterada de con el tiempo y las dificultades económicas, más que de nada sirva para alimentar una familia que uno se pase estudiando hasta la universidad, que jamás cometa infracciones o que ún con la esperanza de que todo mejore se siga defendiendo esta bella y necesaria revolución, porque el socialismo sí es necesario, y q nadie se deje seducir por el mercantilismo, pero hay que pensar bien cada paso que se da, sobre todo cuando en la Nueva Constitución se menciona el derecho a vivir dignamente, pero como yo un hombre moralmente correcto puedo sostenerme habiendo tomado la carrera errónea de la informática que rara vez paga (al menos desde el estado) para sostenerse en la sociedad avileña actual
Responder | Responder con una citación | Citar
# rg 26-02-2019 15:23
yo me pregunto lo mismo..para que escribir esto??..si sabemos de que una plaza en Cubataxi se ha llegado a cotizar en 20000 cuc!!...y??..nada..todo igual
Responder | Responder con una citación | Citar
# chairman 26-02-2019 16:54
Pregúntenle a los que caen en eso si les importa la moral y la dignidad. De hecho, dudo que "esos" lean este artículo alguna vez.
Responder | Responder con una citación | Citar
# Ailén 27-02-2019 08:57
Que el problema se resuelva o no, no depende de la prensa o de los periodistas, pero la denuncia es necesaria y debe ser el primer paso"para abrir lo ojos y combatir estas actitudes". Una denuncia oportuna podría cortar el mal desde su raíz. Gracias por comentar!!!!!!!!!!!!!!
Responder | Responder con una citación | Citar
# José Luis Amador 19-03-2019 12:53
Igual que le dije a Saily, la cosa está en eliminar primero la doble moneda para saber cuánto cuestan las cosas realmente. La siguiente hacer una regulación de precios como existe en todo los países de América Latina. La tercera empezar a darle condiciones de trabajo y jerarquía verdaderos, para trabajar, a los ingenieros mecánicos, eléctricos, civiles, agropecuarios, industriales, etc, para poder dar mantenimiento preventivo en las empresas de producción y de servicios y definir realmente nuestros índices de consumo y métodos de trabajo correctos, para evitar los derroches de electricidad, agua, insumos de todos tipo, etc.
Mi dirección es , si quiere contactar cualquier ampliación. Esto que le acabo de decir es una verdadera economía, no el relajo que tenemos, independientemente de los problemas de bloqueo.
Responder | Responder con una citación | Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar