Sábado, 20 de julio de 2019 2:33 PM

Indigna ignominia contra Cuba, afirma Piedad Córdoba

Piedad Córdoba La exsenadora colombiana Piedad Córdoba manifestó este viernes un profundo rechazo contra la intensificación del bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, tras considerarlo como un acto criminal y un delito de lesa humanidad.

“Es una infamia y una ignominia lo que está haciendo el gobierno de Donald Trump con Cuba, porque el pueblo de Cuba decidió soberanamente su destino, como lo hicieron el de Venezuela y el de Nicaragua, países también hostigados”, expresó a Prensa Latina la excandidata presidencial.

Remarcó la excongresista que ningún país debe atribuirse el derecho de bloquear a otro, de agredirlo, de intentar asfixiarlo, por no coincidir con su forma de gobierno, porque, si así fuera, muchos en el mundo hubieran optado por bloquear a Estados Unidos por su larga lista de desmanes en todas partes.

Reconocida defensora de la paz de Colombia y de los derechos de los históricamente desprotegidos en su país, Córdoba condenó en particular la activación del Título III de la Ley Helms-Burton y la decisión de la actual administración estadounidense de impedir los viajes educativos grupales pueblo a pueblo, y prohibir que arriben a la isla aeronaves y embarcaciones, como los cruceros.

“La humanidad entera debería levantarse para impedir tanto atropello contra una nación que, a lo largo de su historia revolucionaria, y pese al cerco genocida en su contra, no ha hecho otra cosa que derrochar solidaridad con los pueblos del mundo”, enfatizó la expresidenciable colombiana.

“La solidaridad con los cubanos debiera ser cada vez mayor en todo el mundo”, añadió, luego de mencionar que Colombia, en particular, tendrá que guardarle eterna gratitud a Cuba por su papel como garante y anfitrión de los diálogos de paz y por acoger la formación de médicos colombianos en su tierra.

Significó la exsenadora que resulta heroico lo que ha hecho la Mayor de las Antillas, con tantas puertas cerradas, con tantas presiones y medidas coercitivas impuestas por Estados Unidos, y, aún así, compartir lo que tiene, no lo que le sobra.

“Yo hablo bien de Cuba porque conozco a Cuba y a los cubanos. Los que conocen de verdad a Cuba sentirán siempre profunda admiración hacia un pueblo que, a cada paso, en medio de escaseces y limitaciones de todo tipo, desprende generosidad y humanismo.”


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar