Morón puede propiciar que Cuba use más el Sol

Si todo fluye conforme a lo previsto, este 2018 puede inscribir dos aportes de gran valor para la provincia de Ciego de Ávila y para el país, por intermedio de la Unidad Empresarial de base # 9, RENSOL, ubicada en Morón y perteneciente a la empresa cubana de refrigeración, Calderas y Medios de Pesaje.

Si la entidad logra poner en manos de la nación, como se pretende, 8 900 calentadores solares mediante tubos al vacío, no solo superaría la producción más alta anterior (5 013 unidades en el año 2012), sino que estaría contribuyendo, de manera directa, a los propósitos de la nación en lo que respecta al creciente aprovechamiento y uso de las fuentes renovables de energía.

No menos significativa en el contexto social, económico y climatológico actual deviene la aspiración de producir 15 mil tanques plásticos destinados al programa de la sequía, para beneficio de los sectores estatal y residencial.

De acuerdo con información exclusiva para Invasor, Nayedis Vergara Cubas su directora comenta que, aunque el pasado año no hubo plan de esos depósitos, la UEB entregó 1 094 unidades, que tuvo como destino el sistema de la vivienda.

Los 15 000 que se proponen asegurar ahora, significarían un considerable salto en relación con la cota máxima alcanzada en ese renglón: 4 006, hace seis años.

Junto a esas dos producciones, el colectivo fabrica baterías intercambiadoras de calor (para equipos de refrigeración, climatización, enfriadores de agua y otros similares), aunque siguen acaparando el interés los calentadores solares, diseñados para 90 litros, también conocidos como domésticos; 200 litros y los de uso industrial, con mayor capacidad.

A pesar de estar afectada coyunturalmente ahora, por razones de materia prima, la planta, única de su tipo en Cuba, prevé seguir modernizando su proceso tecnológico para responder en mayor grado la demanda interna, sustituir importaciones e incluso generar exportaciones, sobre todo en el área, de forma perspectiva.

Tal y como refiere el Doctor en Ciencias Luis Bérriz Pérez, presidente de Cubasolar, en su artículo Calentadores solares en viviendas, estudios realizados por el Grupo de Energía Solar Térmica, Cubaenergía, el Centro de Investigaciones de Energía Solar, la Unión de Refrigeración y Calderas, COPEXTEL, especialistas de universidades y trabajadores sociales, indican que el 89 por ciento de los cubanos calientan agua para bañarse y más del 80 por ciento utilizan para ello la electricidad. Pero además, el 62 por ciento lo hacen en el horario de máxima demanda.

Si un calentador solar doméstico de 1 metro cuadrado de área de captación calienta 150 litros de agua a 45 grados Celsius, suficientes para una vivienda de hasta cinco personas, y que ello es ahorro directo de energía eléctrica, entonces vale la pena afinar bien la puntería dentro y fuera de la fábrica moronense, no solo porque lo deseen o lo necesiten sus trabajadores y directivos, sino por constituir fuente segura de empleo y de ingresos económicos familiares, aunque modestos, sino también porque lo requiere muchísimo el país, en medio de la obligada tendencia mundial a utilizar más y mejor la oportunidad que ofrece el Sol.