Miércoles, 19 de diciembre de 2018 8:30 AM

Mirar con lupa a entidades avileñas

De eso se trata el trabajo que realiza, hasta el 12 de diciembre venidero, un equipo de auditores, supervisores, expertos y estudiantes de la Universidad Máximo Gómez Báez: examinar, con rigor, las interioridades de las 10 entidades escogidas en Ciego de Ávila para la XIII Comprobación Nacional al Control Interno.

En esta primera fase del proceso, denominada Conocimiento de los sujetos auditados, Gladys María Bejerano Portela, vicepresidenta del Consejo de Estado y Contralora General de la República, recorre algunos de esos planteles objeto de acciones de control e inspecciones y, como parte de esas visitas, llegó a las empresas Avícola y Porcina en la capital provincial avileña.

Durante los encuentros, indagó sobre este acercamiento, el cual, según declararon los participantes, ha fluido sin dificultades en cuanto a la información para adentrarse en las particularidades del trabajo. En el caso de los jóvenes, alumnos de la carrera de Contabilidad y Finanzas refirieron que es una experiencia para aplicar lo teórico que aprenden en la academia.

Personas en el control interno “Las recomendaciones que realiza la Contraloría en estas comprobaciones no solo vienen dadas por la detección de delitos que conllevan medidas acorde con lo legislado; tienen, además, el propósito de contribuir a la eficiencia y a mejorar la producción”, dijo Bejerano Portela.

“Seleccionamos varios temas incluidos en los programas complementarios que se aplican a todas las entidades, porque son decisivos en la gestión económica del país y marcan con fuerza la tendencia a la corrupción: las contrataciones; el pago a particulares; las cuentas por cobrar y pagar, y el combustible, este último un punto crucial con el que no podemos seguir permitiendo las graves indisciplinas.”

Reiteró la premisa “el control es de todos”, para destacar la necesidad de que no solo se circunscriba a estos exámenes anuales de gran envergadura, sino también al que se realiza, sistemáticamente, a lo interno de los organismos y a la responsabilidad que cada trabajador asume.

“Estas ‘miradas profundas’ deben, mientras se obtengan resultados de manera parcial, socializarse con los colectivos para ir dando pautas de por dónde van y, en los casos que lo requieran, se tomen las decisiones administrativas pertinentes.”


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar