Lunes, 24 de septiembre de 2018 5:37 AM

Ciego de Ávila: Cárnico y Comercio al ring sin referee

Si alarmante es que los desencuentros se prolonguen en el tiempo, más lo es que las autoridades administrativas no hayan tomado cartas en el asunto.

¿Cuánto más podrían durar los desencuentros entre dos empresas avileñas antes de que las autoridades administrativas de la provincia tomen cartas en el asunto?

Esta no es la única pregunta que podría hacerse después de expuestos los argumentos, pero es la que permanecerá gravitando cuando el resto parezca encontrar una respuesta.

Un poco antes de que la Contraloría detectara deficiencias en el control de las cuentas por pagar y cobrar en la Empresa Cárnica de Ciego de Ávila, la dirección intentó comenzar a sanear la contabilidad de esa entidad. Documentación extraviada y sanciones a los responsables de por medio, al llegar la XII Comprobación Nacional del Control Interno, no obstante, un monto superior a los ocho millones de pesos estaba encasillado en la cuenta equivocada.

Según el Cárnico, de los 14 millones de pesos cuantificados como daño económico, 8,7 millones son viejas deudas de la Empresa Municipal de Comercio y Gastronomía de Ciro Redondo y 3,7 millones de la Empresa de Comercio y Gastronomía Ciego Norte.

Siguiéndole la pista a esos millones en litigio, INVASOR fue agregando variables a la ecuación que van desde falta de conciliación de las facturas, poca disposición al diálogo entre las partes, defensa a ultranza de una verdad por demostrar, hasta indicios de malos procederes.

Sobre todo, en la disputa solapada que mantienen hace meses estas entidades, llama la atención los reiterados incumplimientos de la letra pactada en los contratos económicos y la no resolución de los conflictos de ello derivado.

Pero si alarmante es que los desencuentros se prolonguen en el tiempo, sin soluciones temporales o permanentes, más lo es que las autoridades administrativas no hayan tomado cartas en el asunto como mediadores o exigiendo y controlando las cuestiones de su competencia, a sabiendas de que ambas empresas son imprescindibles dentro del esquema económico del territorio, aun cuando tengan subordinaciones distintas.

Sobre este y otros puntos de vista volverá INVASOR esta semana, en un reportaje, convencido de que, para entonces, el panorama no habrá cambiado demasiado.


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar