Sábado, 17 de febrero de 2018 6:36 PM

Béisbol cubano: banquillo de los acusados

Andan muchos aficionados de la zona oriental algo descontentos por los pronósticos que dieron los especialistas antes de iniciarse los play off de postemporada de la LVII Serie Nacional de Béisbol en Cuba. 

Los granmenses, luego del contundente triunfo ante Matanzas en los últimos cuatro juegos, afirman que los comentaristas fueron superficiales y no tuvieron en cuenta la condición de actuales campeones de Los Alazanes

Si los pronósticos beisboleros se convirtieran, luego, en una realidad, habría que hacerles un monumento a los periodistas o a los llamados “entendidos”, a lo que se agrega que si no existieran los vaticinios de precompetencia nuestro pasatiempo nacional fuera menos interesante.

A esos que se molestan con quienes debemos hacer conjeturas, valoraciones o dar nuestro criterio acerca de los equipos con más posibilidades, les recuerdo que en nada se parecen las siguientes preguntas: ¿cuál es tu favorito? y ¿qué conjunto quieres que triunfe?

Recuerdo que, años atrás, al colega Randolph Medina, de la Televisión Avileña, le preguntaron cuál era su favorito en el play off entre Los Tigres y Villa Clara —aún los avileños no habían ganado su primer cetro—, y no dudó en señalar a Los Naranjas.

No tardaron los fanáticos en tildarlo de “traidor”. A quienes se acercaron a mí para darme “las quejas” siempre les respondí: “a él no le preguntaron por el equipo que el desearía que saliera airoso”… Medina, en esa ocasión, dio una lección de ética profesional.

En el caso de yumurinos y granmenses, los dos equipos se veían muy nivelados, pero no pocos se inclinaron hacia los primeros por la profundidad que mostraban en su pitcheo, aunque el terreno desmintió tal presupuesto.

Del duelo entre Los Leñadores e Industriales, también bastante parejo en la comparación por posiciones, la balanza se inclinó en su mayoría para Los Azules, pues, también, el pitcheo se veía superior. Hasta el momento los de Víctor Mesa marchan delante, precisamente, gracias al nivel exhibido por su cuerpo de tiradores.

Pero, ¿acaso habrá que hacer “ un juicio sumario” a quienes nos equivocamos en los pronósticos? Les advierto que, en el caso del béisbol, serían millones los que estaríamos en el banquillo de los acusados.


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar