Aprendices con primer rugido en béisbol cubano

Los aprendices de Tigres rugieron en el debut del quinto Campeonato Nacional de Béisbol sub 23, tras derrotar por estrecho margen al Camagüey 2x1, en juego que se disputó en el estadio José Ramón Cepero y que encontró decisión en el sexto capítulo cuando el emergente Yonathan Bridon disparó hit que impulsó a Josué García con la anotación del éxito.

Por los discípulos de Pedro Gayón abrió el partido el zurdo Ariel Díaz, quien volvió a mostrar que el descontrol es su talón de aquiles, tras regalar cinco boletos en seis entradas de labor, aunque solo admitió cinco imparables y ponchó a cinco bateadores.

El primer relevista de los felinos fue Héctor Nápoles y durante dos capítulos encajó dos imparables y regaló igual número de boletos, pero colgó los ceros del séptimo y octavo. El noveno lo tiró José Diego Martínez y retiró a los tres bateadores a quienes se enfrentó para anotarse punto por Juego Salvado, para desquitarse de esta forma del revés del pasado año en la fecha inaugural.

En la lomita contraria comenzó Erislery Basulto y durante cinco episodios y dos tercio permitió ocho cohetes, al tiempo de regalar cuatro boletos y a sus números fueron las dos anotaciones limpias que marcaron los avileños.

Con el madero consiguieron par de hits, Lázaro Martín (3-2) y Héctor Labrada (4-2). Los restantes salieron de los bates de Yohander Romero, Gustavo Brito, Alfredo Fadraga, Josué Gaarcía y el importante de Bridón.

En los restantes duelos, Isla de la Juventud se impuso a Pinar del Río 8x2, Habana a Artemisa 5x3 y Mayabeque apabulló a Villa Clara 12x1, en tanto en la zona oriental salieron airosos Granma (3x0) y Santiago de Cuba (12x3) al doblegar a Holguín y Guantánamo, respectivamente.