Viernes, 16 de noviembre de 2018 9:51 PM

Periodismo cultural: ¡Para quién tenga el poder! (+Post)

¿Qué entendemos en realidad por cultura? ¿Cómo la valoran y difunden los medios? ¿Existe un periodismo cultural, una especialización de profesionales y géneros?

La labor actual de los medios ya no es tanto la de llevar información a los usuarios (pues los usuarios pueden conseguirla directamente sin intermediarios).

Serían mejor empleados los recursos mediáticos si se usaran como filtro, como verificación, como contextualización. Para explicar lo que es cierto, lo falso, lo conocido, lo desconocido, lo contradictorio y hasta lo incierto.

Por lo tanto, tiene el diálogo que ser herramienta indispensable para comprender la cultura, procesos e identidad. Utilizar las formas de hacer desde el punto de vista de la interpretación de signos y significados, o la admisión de círculos de poder, pudieran ser claves para entender las maneras de gestionar contenidos.

Las líneas trazadas apuntan a concientizar a directivos de medios en cuanto al mal llamado “sector blando” del periodismo cultural, "ninguneado" por muchos y desprovisto por otros.

http://www.adelante.cu/index.php/es/a-fondo/25-entrevistas/13525-jose-aurelio-paz-perfecto-cumulo-de-imperfecciones

Posted by Yuliet Teresa Villares Parejo on Monday, June 4, 2018

Y es que todo el mundo habla de cultura, todo el mundo valora la cultura, todo el mundo "está en la cultura". La cultura se ha fabricado como etiqueta social en el almacén de las vidas diarias y la palabra que encabeza secciones de periódicos, que es materia prima de instituciones sociales, que es para artistas e intelectuales todo un mundo y que parece estar en templos, gradas de estadios de fútbol y plazas, está de moda.

La cultura cambia, se pone y se quita, se reflexiona, se vende, se pierde en intentos, ha ofrecido estatus y estándares para destinos nacionales, ha abanderado un "arte elevado", ya consiguió desplazar a la sociedad como objeto de estudio y ha tenido todo tipo de tendencias políticas.

Pero, ¿qué entendemos en realidad por cultura? ¿Cómo la valoran y difunden los medios? ¿Existe un periodismo cultural, una especialización de profesionales y géneros?

Es pues, el periodismo cultural, un ejercicio de creación, aislado de un análisis específico de una obra literaria o de algunos cuadros colgados en cualquier rincón, se encuentra en el análisis de la propia práctica cultural cotidiana.

El reto definitivamente, es ponerlo en práctica, sobre todo en nuestra provincia, que si bien genera eventos, no propicia los escenarios suficientes para su evaluación. Tomando como punto de partida el proceso de identidad cultural, pongamos algunos ejemplos.

Un individuo cualquiera, puede en plena facultad de su ser-público, participar en cuanto evento sea convocado por alguna institución, dígase de las artes visuales, escénicas, musicales u otro de interés; puede asumir ciertos códigos y tomar juicio estético sobre la manifestación cultural, lo cierto, es que difícilmente sea consciente de la identidad cultural que le es particular.

Desde otra perspectiva, identidad proviene del lat. tardío identĭtas, -ātis, y este der. del lat. idem 'el mismo', 'lo mismo'; y el prefijo i. denota diferencia. O sea, un individuo debe ser consciente de su diferencia de igual con respecto a la otredad circundante.

Por lo tanto, el periodismo cultural debe sacudir el ser de la diferencia, de la objetividad, de lo particular. Una cosa es la promoción cultural (que para ello existen promotores culturales), y otro bien marcado es el periodismo cultural.

El estudio, la superación, y la creatividad son notas pendientes constantes para quien ejerce la profesión. Crítica de arte y literatura no es exactamente lo mismo que periodismo, aunque el periodismo puede englobar a esas expresiones. Nadie puede pretender que todos los periodistas sean críticos de arte, sobre todo si tenemos en cuenta que a la crítica puede llegar desde otros ámbitos profesionales.

Hay que clamar por más crítica, pero hay que garantizar las condiciones y los espacios para ejercerla. Y este es mayor reto que hoy tiene quien la ejerce y para quién tenga el poder institucional.

Referente al ejercicio de la crítica


Comentarios  

# barbaro martinez 07-06-2018 18:23
ser CRITICO de ARTE lleva TALENTO, estudios y CARRETERA.
decia bethoven que era necesario solo un 10% de talento y el otro de dedicacion.
POR QUE no habrirles las puertas de invasor digital a INTELECTUALES para que ejersan la critica ,hay incluso que estimularlos.
estando yo en españa asistia a los OPERA y alli durante la TEMPORADA la universidad junto con los artistas realizaban conversatorio sobre la obra que estaba en cartelera.
TENEMOS muchas personas PREPARADAS doctores hay que contar con ellos incluso para diversos temas de la SOCIEDAD.

brmh
Responder | Responder con una citación | Citar
# Yuliet Teresa Villares Parejo 08-06-2018 12:08
Debo decir, que periodismo cultural no es sinónimo de especialista, máster o doctor en un tema. Es buena la idea Bárbaro Martínez, lo que creo que hay otros espacios, incluso de más acceso como la AHS, UNEAC, CPAP, entre otras instituciones culturales. Debe ser responsabilidad el ejercicio de la crítica y el diálogo, pero debe partir de quienes les interese.
Responder | Responder con una citación | Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar