Martes, 23 de abril de 2019 12:31 PM

Jolgorio infantil en la Plaza del Ánima avileña

A partir de las 9:00 ante meridiano, el proyecto Mi sol, del poblado de Jicotea, incitó a los niños avileños al disfrute y la participación. Una veintena de niños, de preescolar hasta tercer grado, y su instructora, Dania Sorí, realizaron coreografías al ritmo de canciones populares infantiles como Maní, de Haila María Mompié.

Amanda Ruiz González, estudiante de 5to grado, de la escuela Ignacio Agramonte, en esa localidad, demostró sus habilidades como escritora y oradora, con su cuento Los gatos en el tejado. Varios niños del público se sumaron al jolgorio, se escucharon interpretaciones de canciones como Barquito de papel, Cuba, qué linda es Cuba, y poemas como Los zapaticos de rosa, de José Martí. Para ineludible sorpresa y alegría, estos sucesos protagonizados por las más jóvenes generaciones, evidencian la salvaguarda de tradiciones culturales, que, en algunas ocasiones, creemos perdidas y aún se transmiten generacionalmente.

Niiña y mujerMaida Batista capta la atención de los pequeños y los convida a la participaciónDespués de este espectáculo, el escritor Luis Pacheco presentó a su colega José Miguel Sánchez Gómez (Yoss) con dos de sus títulos: Reto Prehistórico y El grifo casi feliz, este último vendido durante la feria.

Yoss reafirmó su interés en la ciencia ficción, seres sobrenaturales o prehistóricos y la mitología griega. Se reconoce en estos textos inquietudes y pasiones que quedaron desde su infancia y con las cuales puede identificarse el infante, e incluso, adulto, de cualquier edad o nacionalidad.

La escritora avileña Mayda Batista presentó, además, el libro Para dormir a un elefante, producido en colaboración con el ilustrador Vasily Mendoza. En forma de versos, Mayda describe una historia sencilla, con destellos de humor ingenuo e impregnada de amor maternal. Una atractiva propuesta para los pequeños del hogar, fieles seguidores de la fiesta del libro cada año.


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar