Jueves, 18 de octubre de 2018 7:57 AM

Debaten en Ciego de Ávila sobre conservación de dunas costeras

Especialistas e investigadores medioambientales y del sector turístico de la provincia de Ciego de Ávila, analizaron temas relacionados con la conservación de las dunas en la cayería norte de Cuba.

En el taller de rehabilitación de esos ecosistemas, efectuado en la ciudad de Morón, se debatieron aspectos sobre la vegetación y acciones para reducir el nivel de erosión debido al cambio climático, entre otros asuntos.

El paso del huracán Irma por el litoral norte cubano, dejó pocas afectaciones a las dunas de los cayos Coco y Guillermo, aunque si perjudicó la flora y la fauna de esas áreas. Actualmente se trabaja en la reposición de plantas y arbustos autóctonos de la zona costera, teniendo en cuenta los beneficios que prestan las dunas en el resguardo de las playas.

Por ser uno de los atributos naturales más atractivos para los turistas en el polo de recreo Jardines del Rey, la mayoría de los 18 hoteles poseen pasarelas de madera sobre pilotes hasta las playas, para proteger los montículos de arena.

Las dunas más altas del Caribe Insular se encuentran en Cayo Guillermo, aledañas a Playa Pilar, poseen 15 metros sobre el nivel del mar y son muy reconocidas ya que bordean uno de los balnearios más bellos de la región.

Mientras, las de Loma del Puerto, con 10 y 14 metros, son la segunda de mayor altura y pertenecen a la Reserva Ecológica Centro-Oeste de Cayo Coco, área protegida por su conservación y el valor de su flora y fauna.

Actualmente en Cuba se trabaja en la Tarea Vida, un programa gubernamental que tiene entre sus objetivos la protección y recuperación de las playas para mitigar los efectos del cambio climático.

También según las regulaciones ambientales está prohibida la construcción de hoteles o instalaciones recreativas en la primera línea de playa.


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar