Sábado, 20 de julio de 2019 1:54 PM

Buffon y sus vastos saberes

Georges Louis LeclercTomada de famousscientists.org • “No es fuerte la fuerza si no viene seguida por la astucia”. Esta sentencia es de la autoría del eminente naturalista y escritor francés Georges Louis Leclerc, conde de Buffon (1707-1788).

Sus vastos saberes los plasmó en varios libros, entre estos, los titulados Historia Natural y Las épocas de la Naturaleza.

Los estudiosos de su obra precisan que ganó relevancia al situar al alcance del público los conocimientos científicos de su tiempo. Fue tal su erudición, que le posibilitó poner en blanco y negro toda una teoría relacionada con la formación y evolución del Universo.

Pablo Neruda es el seudónimo por el que se conoce mundialmente al poeta chileno Neptalí Ricardo Reyes Basualto (1904-1973), uno de los más altos valores de la lírica hispana. Entre los libros más significativos del Premio Nobel de Literatura figuran Veinte poemas de amor y una canción desesperada, Canto general, Odas elementales y España en el corazón.

• Los torpedínidos son peces cartilaginosos que no atacan con feroces mordidas. Poseen un arma muy especial, mediante órganos emplazados lateralmente entre la cabeza y las aletas pectorales, que emiten descargas eléctricas capaces de aturdir a cualquier pescador que se atreva a molestarlos.

• Sepa, amigo internauta, que el mandi es un baño refrescante típico de Indonesia, consistente en lavarse el cuerpo con agua tibia solamente.

• El canario salvaje, oriundo de las Islas Canarias, era de color verde, como se le conoció durante bastante tiempo en Europa. Pero se ignora cómo y cuándo esta cotizada ave canora adquirió, en domesticidad, el plumaje amarillo característico de razas más comunes.

• Agregue a su acervo, estos datos: Groenlandia, con una superficie calculada en 840 000 millas cuadradas, está considerada como la isla más grande del planeta Tierra. Por orden de tamaño, le siguen Nueva Guinea, con 316 801; y Borneo, con 240 012.

• Carlota Bourette, llamada La Musa Cafetera, fue célebre en el siglo XVIII. Sucede que la fémina de marras era dueña de un café en el cual se reunían muchos hombres de letras de París.


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar